Sequía en Cataluña: navegando por las restricciones hídricas en tiempos de emergencia

proyectos para generar sombreado

La falta de lluvias en Catalunya ha llevado a la Comunidad a una situación de alarma por sequía, para más de seis millones de personas. Una situación alarmante que preocupa a la Generalitat. Por este motivo, el conseller de Acción Climática, David Mascort, junto con la Agencia Catalana del Agua, ha decidido disminuir los caudales de ríos, como el Ter, para poder conseguir el máximo de agua posible. En Theseconnect, nuestro proyecto para generar sombreado, queremos hablarte de esta alarmante situación.

Tras 37 meses con lluvias por debajo de la media, la Generalitat de Catalunya ha realizado un Plan Especial de Sequía, con el objetivo de garantizar el agua a la ciudadanía y paliar los efectos de la sequía. Y es que los embalses y pantanos del sistema Ter-Llobregat se encuentra ya al límite de su capacidad total (menos del 20 %).

En su declaración oficial, señalan que este objetivo podrá alcanzarse a través de:

  1. La implementación de un sistema de indicadores de sequía para cada una de las subdivisiones de las cuencas internas de Cataluña.
  2. La delimitación de diversos escenarios de sequía, con la activación y desactivación basada en los indicadores establecidos para cada subdivisión.
  3. La anticipación de medidas de gestión de recursos hídricos y demandas de agua, así como de la explotación de los sistemas, para cada uno de los escenarios definidos.

Medidas restrictivas para los ciudadanos, entidades y empresas

Una de las medidas restrictivas ha sido la reducción de agua a 200 litros por habitante y día para usos comerciales, industriales, lúdicos o personales. En situaciones más críticas, la Generalitat contempla la posibilidad de pasar a fase II o III de emergencia, lo que implicaría reducir aún más el uso del agua a 180 o 160 litros por día y habitante.

Además, se han implementado diversas restricciones en el uso del agua para riego de jardines y zonas verdes, aunque se harán excepciones para aquellas áreas donde sea posible emplear agua regenerada o aguas freáticas, como en campos de fútbol o en árboles públicos y viarios. Esto permitirá el riego de zonas verdes.

Por otro lado, durante el estado de emergencia, los campings y hoteles no podrán rellenar sus piscinas, mientras que las piscinas terapéuticas de hospitales y centros de rehabilitación sí podrán hacerlo. En cuanto a los centros deportivos, podrán rellenar sus piscinas durante la primera fase del plan, siempre y cuenten con actividades deportivas federadas.

Sin embargo, si la situación empeora y se llega a la fase II, tendrán que cerrar las duchas si desean llenar las piscinas. Las duchas de piscinas, centros deportivos y gimnasios también serán cerradas para favorecer el rellano de las piscinas.

Estas medidas buscan mitigar el impacto de la sequía en Cataluña y promover un uso responsable del agua, priorizando el suministro para usos esenciales y estratégicos

La inversión de la Generalitat para abordar la sequía

En la actualidad, el Govern ha implementado un plan de gestión del agua en las cuencas internas, con una inversión significativa de 2400 millones para el período 2002-2027. Aunque este plan sufrió un retraso de ocho meses en su aprobación, representa un triple aumento en la inversión proyectada previamente. El objetivo principal es fortalecer la región ante fenómenos climáticos cada vez más frecuentes.

De esta cantidad, aproximadamente 2000 millones serán aportados por la Generalitat, 250 millones por los entes locales y el resto por el Estado. Sin embargo, se descarta políticamente la conexión entre la red de agua del Ebro y la que abastece a Barcelona.

Este financiamiento, se dirigirá hacia el aumento de la disponibilidad de agua en casi un 30 %, mediante la expansión de la capacidad de desalinización, potabilización y reutilización del agua. Se prevé la generación de 120 hectómetros cúbicos adicionales, equivalente al consumo anual del área metropolitana de Barcelona. Sin embargo, la mayoría de las acciones no se completarán hasta 2027.

Por otro lado, la Generalitat ha asignado otros 560 millones del Plan Especial de Sequía (PES) para subvenciones y asistencias a los entes locales, con el objetivo de reparar las fugas en la red de suministro, que provocan una pérdida del 25 % del agua de la red, así como para apoyar a la agricultura.

En Theseconnect tenemos el objetivo de crear un proyecto para generar sombreado, rodeadas de zonas verdes que inspiran y promueven el bienestar. Reconocemos la importancia de la vegetación. El verdor aporta vitalidad tanto a los entornos verticales como horizontales, adaptándose meticulosamente a las exigencias particulares de cada espacio y edificación.

Nuestra prioridad recae en el uso de especies vegetales autóctonas, que demandan escasos recursos de riego, suelo y cuidado. Además, ofrecemos asesoramiento personalizado para seleccionar la vegetación más adecuada según las necesidades y características específicas de tu área.

En esta época de emergencia por sequía es conveniente regar la vegetación con agua freática o agua regenerada, para poder cumplir las restricciones impuestas en esta fase I.

¿Quieres más información sobre nuestro proyecto para generar sombreado? No dudes en ponerte en contacto con nosotros y te contaremos detalladamente todo lo que necesitas saber.

Noticias relacionadas